URANOTEST QUATTRO 10TEST

Venta bajo pedido

693/0013

287,76€

Cantidad Precio Ahorra
1

El kit de diagnóstico URANOTEST QUATTRO está basado en la técnica inmunocromatográfica y está diseñado para la determinación cualitativa de antígeno de Dirofilaria immitis y anticuerpos de Ehrlichia canis, Anaplasma y Leishmania en sangre entera, suero o plasma de perro. El test consta de cuatro zonas separadas, una para la detección de anticuerpos de Ehrlichia, otra para la detección de anticuerpos de Anaplasma, otra para la detección de anticuerpos de Leishmania y otra para la detección de antígeno de Dirofilaria. Cada test consiste en una tira reactiva con una zona donde se añade la muestra y una zona de resultados que contiene la línea T (línea de test) y la línea C (línea de control). Una vez aplicada la muestra en el pocillo redondeado y tras la adición del tampón de cromatografía, comienza la migración por capilaridad a lo largo de la membrana. Si el resultado es negativo aparecerá una sola banda de color púrpura en la zona C. La banda de la zona C aparece siempre, ya que se trata de una banda de control que indica que el test se ha realizado correctamente. Si el resultado es positivo, además de la banda C, aparecerá una banda púrpura en la zona de test (línea T). Materiales suministrados 1 - Tests envasados en sobres de aluminio individual. 2 - Un frasco gotero conteniendo la solución tampón reveladora. 3 - Pipeta capilar desechable para la toma de muestra. La banda oscura presente en el capilar indica el volumen de 20 µl. 4 - Viales con anticoagulante (EDTA) para la recogida de la sangre. 5 - Prospecto con instrucciones de uso.

El kit debe ser conservado a una temperatura entre 2 ºC y 30 ºC. Bajo estas condiciones, se puede garantizar su estabilidad hasta la fecha de caducidad marcada en la caja y en el sobre individual. El kit ha sido desarrollado para ser conservado a temperatura ambiente. Aunque también puede conservarse en el frigorífico, se recomienda hacerlo a temperatura ambiente para evitar la necesidad de esperar hasta que los reactivos alcancen la temperatura ambiental adecuada para su utilización. NO CONGELAR. No someter a una exposición solar directa durante largo tiempo.

1